Muffins de salvado y chocolate desengrasado, sin azúcar, sin harina y muy bajos en grasa

20160428_160641
Muffins Superlights                                                                 pacomerligero.com

Un muffin, magdalena, panquecito, panqueque, …es un producto de repostería elaborado  principalmente a base de harina de trigo, huevo, aceite , leche, levadura química (polvos de hornear como se conoce en algunos sitios), esencias y azúcar. Hay versiones de muchos tipos: con trozos de frutas, salados, rellenos…

La versión que os propongo es muy ligera, con base de salvado de avena, gluten y chocolate desengrasado. Es apta para diabéticos, la mayoría de las dietas y ricos en fibra. Al llevar gluten no es apta para celíacos, pero se puede hacer sólo con salvado (aunque quedaría menos esponjosos). El truco de ésta receta, para que queden jugosos sin llevar grasas, es la lecitina de soja. Es un mejorante panario natural, que hace que el gluten absorba más agua, quedando así más jugoso.

Vamos a ello

Ingredientes:

20160428_135347

-125gr Salvado de avena molido fino y tamizado

-125gr de gluten (se podría sustituir por salvado en caso de necesidad)

-2 huevos pequeños

-4 claras de huevo

-200ml de leche desnatada (puede ser de soja light)

-25gr de chocolate en polvo desengrasado sin azúcar (dos cucharadas soperas colmadas)

-1 sobre de levadura química (o polvos de hornear)

-1 cucharada de lecitina de soja (es el truco de la receta)

-2gr de canela molida (la punta de un cuchillo)

-5 cucharadas soperas de edulcorante liquido (el que mas os guste)

-6 gotas de esencia de vainilla

-Para el relleno vamos a utilizar mi receta de leche desnatada superlight y la crema de chocolate que hago con ella, pero hecha con la mitad de liquidos para que nos espese y quede dura para ésta receta. Aquí os dejo los enlaces (pinchad sobre ellos): Video Leche condensada Superlight y receta en el blog

Empezamos:

En un recipiente amplio echamos los ingredientes líquidos: la leche, los huevos, las claras, el edulcorante y la esencia de vainilla

Fotograma grabado 51

Batimos bien con una batidora hasta que todo esté bien mezclado

Por otro lado mezclamos los ingredientes sólidos: el salvado de avena, el gluten de trigo,la levadura química, el chocolate en polvo desengrasado, la lecitina de soja y la canela.

Mezclamos todo bien hasta que el color esté uniforme

Ahora mezclamos los dos preparados que hemos hecho

Fotograma grabado 56

Los batimos bien hasta que quede un puré espeso y uniforme (batiendo un minuto es suficiente)

Fotograma grabado 57

Dejamos reposar media hora la masa y mientras preparamos los moldes. Voy a utilizar de dos tipos: los clásicos y unos preparados con “agujerito” pero que los vamos a utilizar de otra forma. Aplicamos unas gota de aceite en los moldes (yo lo hago con un spray de aceite que me permite poner la mínima cantidad, aunque se puede hacer con un papel mojado en aceite)

Llenamos los moldes. Los del “agujerito” los llenamos hasta el final. La idea es que al crecer se cierren por un lado y nos quede al final algo así como una forma de alcachofa con el centro hueco. Los moldes normales los llenaremos sobre los 2/3 de la capacidad para que al subir queden bien.

Fotograma grabado 60

Los metemos en el horno precalentado (con la parte de arriba y la de abajo encendida) a 170ºC (340ºF) durante 25-30 minutos. El tiempo puede variar en función de nuestro horno.

Fotograma grabado 61

Para saber si están, pinchamos con una aguja a los 25 minutos. Si sale limpia ya están. Si sale manchada los dejamos unos minutos más.

Fotograma grabado 62

Dejamos que se enfríen y desmoldamos.

Preparamos la leche condensada y la crema de chocolate con la mitad de leche que indico en la receta. Va a espesar cuando repose, pero recién hecho lo podemos manejar bien con una manga pastelera o una jeringa.

Fotograma grabado 63

Vamos rellenando los huecos con las cremas, a nuestro gusto.

A las compactas les introducimos la jeringa en el interior, depositamos un poco de crema y vamos sacando la jeringa haciendo dibujos para adornar

Si no queremos rellenarlas, podemos espolvorearlas con aspartamo o stevia, que también quedan bien

WhatsApp-Image-20160429

Y listo 😉

Espero que os haya gustado. Estoy a vuestra disposición en las redes sociales y aquí por si tenéis alguna duda o sugerencia. También en el correo pacomerligero@gmail.com

Como siempre daros las gracias por el ratito que me habéis dedicado y por el equipo de limpieza (es que Lina vale por dos trabajando) que me ayuda a que la cocina esté impecable.

Nos vemos en la próxima receta 😉

Aquí os dejo la video-receta de la leche condensada y la de los muffins


Anuncios

Crepes de Crema de chocolate y fresas Superlight sin azúcar, harina,grasas ni gluten

   Crepe,  crep, o crepa es una elaboración de origen francés que se suele hacer con harina de trigo, huevos, leche, aceite, sal. La pasta obtenida con éstos ingredientes se extiende en forma de disco y se cocina por sus dos caras, hasta que se dore. Se suele servir como base de un plato o postre, añadiéndole todo tipo de ingredientes, tanto dulces como salados.

La versión que os propongo está libre de harina, azúcares y muy baja en grasa (la que aporta la yema de un huevo pequeño para 8-10 crepes). Las versiones del sirope de chocolate y la crema de chocolate que realizo también están exentas de grasas y azúcares por lo que es totalmente light.

He intentado que abarque todas las situaciones posibles, pues además de no llevar azúcar, grasas ni harina se puede hacer sin lácteos (con leche y yogur de soja) y tampoco lleva gluten. Las posibilidades son muy amplias pues si queréis hacerlo salado, por ejemplo relleno de tiras de pollo, lechuga y salsa de yogur light (ya publicaré las recetas para hacer la salsas de caseras Superlight) tenéis un “Crebap”

Vamos a ello

20160420_131331

 

Ingredientes para la masa de Crepes:

-200ml de leche desnatada o leche de soja light

-50gr de salvado de avena molido fino y tamizado

-Un huevo pequeño

-4 claras de huevo

-una “pizca” de sal (la punta de un cuchillo)

-una pizca de “stevia” (si es para una receta salada no es necesario)

 

Preparamos y cocinamos la masa:

En un recipiente amplio echamos el huevo, las claras, la leche, el salvado de avena, una pizca de sal y una pizca de stevia (o de vuestro edulcorante preferido).

Fotograma grabado 31

Batimos todo bien hasta obtener una pasta homogénea. La dejamos reposar media hora.

Fotograma grabado 38

Ponemos una sartén antiadherente a algo mas de fuego medio y añadimos unas gotas de aceite.

Añadimos 2-3 cucharadas de la masa (en función del diámetro de vuestra sartén) y la expandimos por la sartén.

Cocinamos De uno a dos minutos por cada cara (tiene que estar algo doradita pero sin quemarse). La vuelta se la damos con una paleta con cuidado de no deshacerla y por supuesto de no quemarnos (si veis el vídeo que os dejo al final tendréis mejor idea de como hacerlas)

Las vamos haciendo una a una y reservándolas

Para hacer la crema de chocolate light:

20160420_131448

Necesitamos:

-Un yogur blanco desnatado (puede ser de soja light)

-25gr de cacao en polvo desengrasado y sin azúcar

-25gr de stevia granulada (o el equivalente de vuestro edulcorante preferido)

Volcamos el cacao en polvo desengrasado, el yogur y la stevia (o el equivalente de nuestro edulcorante) en un recipiente para la batidora.

Fotograma grabado 34

 

Batimos bien hasta conseguir una pasta homogénea. Ya tenemos nuestra crema de chocolate 😉

Ahora vamos a hacer el “sirope” de chocolate

20160420_131723Necesitamos:

-200ml de agua

-50gr de cacao en polvo desengrasado y sin azúcar

-75gr de stevia granulada (o el equivalente de vuestro edulcorante)

-Opcionalmente una pizca de sal (si no queréis utilizar stevia la sal refuerza el sabor, aunque parezca raro, es así)

Fotograma grabado 35

Ponemos a calentar en un cazo el agua. Cuando empiece a hervir añadimos la stevia y removemos hasta que se disuelva por completo. Tiene que quedar la textura de un jarabe.

Fotograma grabado 36

Añadimos entonces el cacao y removemos bien hasta que se disuelva

Fotograma grabado 37

Volcamos en un recipiente y lo enfriamos en la nevera. Al enfriar espesa un poco más y queda la textura perfecta del sirope.

Ahora vamos a montar los crepes. Voy a utilizar fresas pues es unas de la frutas más ligeras y populares, pero podéis utilizar la que más os guste. Incluso hacerlo sólo con la crema de chocolate queda muy rico.

En un plato adecuado ponemos un crepe y añadimos una fila de fruta.

Fotograma grabado 45

Bañamos con la crema de chocolate que hemos hecho

y lo envolvemos todo hasta formar un rollito

Fotograma grabado 48

Terminamos adornando con más fruta y añadiendo el sirope de chocolate al gusto

 

marca2

Y listo 🙂

Los crepes resultantes son muy ligeros y ricos en proteínas y fibra. Podéis rellenarlos con todo lo que os guste, tanto dulce cómo salado. Sólo es echarle imaginación. Por ejemplo si los untáis con crema de queso light y se le añade salmón ahumado, cortando el rollito en ruedas, podéis tener un aperitivo “SushiCrep”. El limite es nuestra imaginación

Aquí os dejo la vídeo receta por si queréis haceros mejor idea:

Bueno. Ya solo me queda daros las gracias por vuestra atención y espero que os guste.

Si tenéis alguna duda o sugerencia podéis contactar conmigo por las redes sociales o por el correo pacomerligero@gmail.com

Por supuesto un besazo a mi Lina por su colaboración y sugerencias. Es la persona más pulcra que conozco.

Nos vemos en la próxima receta 😉

 

 

 

“Dónuts” caseros SUPERLIGHT, sin harina, sin azúcar y sin grasas

  Dónut, rosquilla, dona, berlina, berlin… es un rosco dulce, en forma de anillo, que tradicionalmente se hace frito y se sirve glaseado de distintas formas.

Un dulce de éste tipo suele pesar una media de 50gr por unidad y suele aportar (también de media) 250 calorías y 25gr de grasa (la mitad saturadas) por lo que dietéticamente no es muy saludable comerlo con frecuencia.

En realidad, no hay que abusar de ningún alimento. Todos los extremos terminan perjudicando, tanto por exceso como por defecto. Siempre defiendo que hay que llevar una alimentación equilibrada y saludable, aunque a veces  hay situaciones en que debemos evitar determinados alimentos, ya sea por problemas de salud o porque simplemente queramos perder algo de peso.

La versión de éste dulce que os propongo es muy ligera. Está libre de grasas, harinas y azúcares, siendo rica en proteínas y fibra. Es válida para casi cualquier tipo de dieta. Para los intolerantes al gluten, pueden sustituir el salvado y el gluten por harina de maíz, pero aumentaría el aporte de hidratos de carbono. Para los intolerantes a la lactosa, basta con utilizar la leche y el yogur de soja que menciono en la receta. Como veis hay soluciones para todo. No hay necesidad de renunciar a ningún sabor. Todo es adaptable 😉

Vamos a ello

Fotograma grabado 2

Ingredientes:

-125gr de salvado de avena molido fino y tamizado (se puede comprar molido o hacerlo nosotros mismos con un molinillo o en la termomix)

-125gr de gluten de trigo (lo podéis encontrar fácilmente en cualquier herboristería)

-4 claras de huevo

-50gr de Stevia granulada (se puede sustituir por 4 cucharadas soperas de edulcorante liquido)

-200ml de leche desnatada (puede ser leche de soja light)

-1 yogur blanco desnatado (puede ser de soja light sin azúcar)

-Una pizca de sal (la punta de un cuchillo) (unos dos gramos si queréis afinar más)

-Un sobre de levadura química (o como se conoce en algunos sitios, polvos para hornear)

-Aromas de repostería de mantequilla/vainilla y de naranja (lo podéis encontrar en cualquier supermercado) (si no lo tenéis no pasa nada, aunque dan un toque de sabor)

Fotograma grabado 3

En primer lugar , en un recipiente lo suficientemente grande para poder trabajar bien, batimos un poco las claras.

Añadimos el yogur, la leche, la stevia (o el edulcorante liquido que nos guste, en la cantidad que aconsejo en los ingredientes) y los aromas de pastelería. Batimos hasta que se integre todo bien

Por otro lado, en un bol, mezclamos el salvado de avena, el gluten de trigo, la sal y la levadura química. Mezclamos hasta que esté todo uniforme.

 

Unimos las dos mezclas y removemos con una lengua hasta que quede todo uniforme

Fotograma grabado 12

La textura que tiene que quedar es la de un puré algo liquido (si veis el vídeo os haréis mejor idea). Si veis que os queda más espeso (puede variar por el tipo de leche) podéis añadir algo mas de leche. Si por el contrario os queda muy liquido se puede añadir un poco más de salvado. Haciéndolo un par de veces se le toma fácilmente el punto de espesor.

Para hacerlos vamos a utilizar un molde para rosquillas, ligeramente engrasado. Vamos depositando con cuidado la masa (con una cuchara o una manga pastelera)  hasta llenar los 2/3 del hueco

Una variante si queremos darle sabor a chocolate:

Podemos añadir a la masa 2 cucharaditas colmadas de cacao en polvo desengrasado sin azúcar y 20ml más de leche (la leche es para mantener la textura de la masa)

Removemos hasta que esté todo integrado. La textura tiene que haberse mantenido.

Podemos utilizar cualquier molde que nos guste. Recordad siempre que hay que engrasarlo ligeramente y llenar sólo los 2/3 del hueco.

Hay que hornearlos (con el horno precalentado) a 180ºC  (355ºF) durante 15 -20 minutos. El tiempo depende de las características de vuestro horno  (si es de convección se hace mejor pues reparte mejor el calor) y del tamaño del molde. Hasta que le toméis el tiempo, lo mejor es mirarlos a los 15 minutos, si están dorados y subidos..están listos.

Para desmoldarlos hay que esperar a que estén templados. Salen bien golpeando un poco el molde y con la ayuda de una espátula.

Ya sólo queda bañarlos en stevia (también se puede en aspartamo o cualquier otro edulcorante en polvo) o naparlos con la crema de chocolate que sale en mi receta de leche condensada light ..Y listos 🙂

Espero que os haya gustado.

Si no os sale bien a la primera, no os desaniméis. Es raro que una receta de repostería salga bien a la primera. Cómo ya me preguntaron una vez (comentaban que las cosas nunca salen como en las fotos que se ponen), quiero recalcar que las fotos no son profesionales. Algunas están hechas con el móvil y otras sacadas del vídeo.

Si tenéis alguna duda o sugerencia, necesitáis algún dato nutricional o de algún ingrediente, me tenéis a vuestra disposición. Podéis contactar conmigo desde éste blog, en cualquiera de las redes sociales o através del correo pacomerligero@gmail.com

Aquí os dejo también la vídeo-receta:

Como siempre daros las gracias por haberme prestado un ratito de atención y mandarle un beso a mi Lina, que tiene siempre la cocina impecable.

Hasta la próxima receta 😉

Leche Condensada SIN AZUCAR Y DESNATADA ¡SUPERLIGHT!

La leche condensada es leche  a la que se le ha extraído agua y agregado azúcar.Es un derivado espeso y  dulce. Las formas comerciales pueden conservarse durante años sin refrigeración mientras no se haya abierto.

Tiene también un gran aporte calórico, sobre todo por la cantidad de azúcar que lleva, mas que por la grasa de la leche.

Aunque han existido formas comerciales de leche condensada no azucarada, se estropeaban con mucha mayor facilidad y son poco comunes en la actualidad pues no le son rentables a los fabricantes. La leche condensada se utiliza en numerosos postres de todo el mundo.

Debido a la gran dificultad de encontrar leche condensada desnatada y no azucarada, me he decidido a elaborar ésta receta. Antes de publicarla he estado mirando las versiones que existen por la red. Con algunas me he escandalizado por las barbaridades que dicen. Hay otras que están mas conseguidas, pero complican la receta demasiado siendo una cosa muy sencilla.

Hacer leche condensada desnatada y SIN AZÚCAR de forma casera es fácil  y como se utiliza mucho en postres doy  ideas de cómo utilizarla en ellos. Es apta para diabéticos y para personas que quieran tomar algo realmente ligero y rico. Utilizable como lácteo sin grasa y libre de azúcar en muchos tipo de dietas.

Para endulzar utilizo Stevia, pero hay personas que lo les gusta el dulzor característico que da. En su lugar se puede utilizar aspartamo, que tiene un dulzor mas natural. Pero hay que tener en cuenta que si lo utilizamos en recetas que precisen cocción, puede perder dulzor con el calor e incluso tomar un sabor metálico. También podemos utilizar ciclamato o nuestro edulcorante preferido, en cantidades equivalentes. Lo único que hay que tener en cuenta que si los utilizamos para cocinar, todos los edulcorantes artificiales pierden dulzor por encima de los 160-170 ºC  (320-340 ºF), por lo que habría que ajustar la cantidad que le añadimos.

Vamos a ello.

Ingredientes:

b22

-100gr de leche en polvo DESNATADA

-100ml de leche desnatada, mejor templada que fría para que se integre con mas facilidad con la leche en polvo

-50gr de Stevia granulada (o de nuestro edulcorante preferido en cantidades equivalentes)

 

3446

Para hacerlo SOLO HAY QUE BATIRLO BIEN TODO JUNTO, con una batidora o en la termomix. Nada mas. Es simple y no hay que complicarse la vida. Con las cantidades que indico queda dulce, con buen sabor y textura (al reposar y enfriarse queda perfecta). Si la queréis hacer mas o menos densa, lo único que tenéis que hacer es añadirle mas o menos cantidad de leche en polvo desnatada. Tened siempre en cuenta que al reposar espesa más.

Os voy a dar algunas ideas para postres:

a1

 

s1

Si a la mezcla de la receta de la leche condensada le añadimos 25gr de cacao en polvo desengrasado y sin azúcar, batiéndolo bien, nos queda una crema de cacao perfecta para postres. Al reposar y enfriarlo en la nevera queda con una textura y densidad igual que las formas comerciales, pero mucho mas ligero, por supuesto.

j7bis

 

Otra sugerencia:

a11bis

También , si al hacer la preparación de la leche condensada, le añadimos una hoja de gelatina (preparándola según las instrucciones del fabricante, que suele ser rehidratándola durante 5 minutos en agua y después fundiéndola unos segundos en el microondas) y lo dejamos enfriar un par de horas en la nevera

y6

Nos queda un dulce de leche que podemos utilizarlo de muchas maneras, sirviéndolo acompañado de la crema de chocolate que hemos hecho, por ejemplo

t6

O trocear el dulce y bañarlo en la crema de chocolate, como aperitivo dulce. También podemos bañar fruta ligera…o lo que se nos ocurra 😉

g6

El limite es nuestra imaginación.

Espero que os haya gustado.

Como siempre digo, podemos adaptar a nuestras necesidades todas las recetas que nos gusten. Todo es ponerse 😉

Me queda daros las gracias por el ratito que me habéis dedicado y a mi Lina por ayudarme.

Si tenéis alguna duda o sugerencia no dudéis en contactarme.

También me podéis encontrar en mi canal de Youtube: Canal Paco_mer_ligero 😉

¡Hasta la próxima!

“Lomo en manteca” Light…o Pavo mentiroso ;)

 

Parece lomo en manteca, pero es LIGHT DE VERDAD Y DE RÉGIMEN. Y ESTÁ MUY RICO. Lo llamo Pavo mentiroso. Imita a la perfección al lomo en manteca, pero es pavo…y sin grasas.

El “Lomo en manteca”  es un plato tradicional de Andalucia (España)  que consiste en lomo de cerdo adobado con sal, ajo, orégano, pimentón, etc. y  frito en su manteca

La zurrapa de lomo es un derivado del  lomo de cerdo frito en manteca, que se va deshilachando y mezclando con la manteca en la que se ha cocinado. Tiene cierto parecido con las rillettes francesas. La zurrapa se suele comer untada en tostadas para desayunar y merendar.

Hay muchas personas que, ya sea por no querer tomar grasas o tener que perder un poco de peso, se han quedado con las ganas de comerse un buen plato (o un bocadillo) de lomo en manteca. Por eso he querido hacer este plato.    Tiene todo el sabor y la textura del lomo adobado frito en manteca colorá (como se conoce en el sur de España y Extremadura)….pero sin grasas y totalmente ligero.
Parto de una pechuga de pavo que adobo de forma similar y en vez de frita, la hago al horno sólo con los jugos del adobo y un “pelín” de aceite. Imito la manteca con queso batido desnatado, los jugos de la cocción y un poco de pimentón, pero sólo con los jugos está muy rico.
Y si además utilizáis mi receta de pan de salvado sin harina…podéis comeros un buen bocadillo que sabe a lomo en manteca….pero sin lomo, manteca ni harina…LIGHT Y DE RÉGIMEN 😉

Vamos a ello

Ingredientes:

20160314_175536

-1 kg de Pechuga de pavo en una pieza y metida en una malla para mantener la forma

Para el adobo:

-2 cabezas de ajos peladas

-25gr de pimentón

-25gr de orégano

-1 vaso de buen vino blanco

-250cc de vinagre de vino

-Sal al gusto y unas gotas de aceite para la bandeja del horno

Para imitar a la manteca “colorá”:

20160318_102642

-200 gr queso batido desnatado

-Una cucharadita de pimentón

-2 cucharadas soperas del jugo de la cocción

-1/2 cucharadita de sal

-1 hoja de gelatina

 

Empezamos

Trituramos con una batidora los ajos, los 25 gr de pimentón, los 25 gr de orégano con el el vino y el vinagre.

Ponemos la carne en una fuente y la salamos al gusto. Volcamos e impregnamos bien la carne con el adobo que hemos preparado con la batidora.

Lo dejamos reposar al menos 6 horas en la nevera (queda mejor hacerlo el día anterior) que tome bien el sabor del adobo.

20160315_173915 - copia

Pasado el tiempo de marinaje, lo pasamos todo a una fuente de horno con unas gotas de aceite

20160315_174113 - copia

Lo introducimos en el horno precalentado a 180ºC (355ºF) durante una hora. A mitad de la cocción le damos la vuelta

20160315_190941

Lo sacamos y dejamos enfriar un poco antes de lonchearlo.

Mientras, si hemos decidido hacer la imitación de la manteca, nos ponemos a hacerla

Rehidratamos la hoja de gelatina durante 5 minutos en agua, escurrimos, la pasamos a un vaso que nos valga después para batidora y la derretimos en el microondas (con 5-10 segundos es suficiente, no debe hervir). Añadimos al vaso el queso desnatado, la cucharadita de pimentón, la media cucharadita de sal y las dos cucharadas soperas del jugo de la cocción. Batimos bien hasta que quede una mezcla uniforme. La ponemos a enfriar

 

Cuando la carne esté templada (así la podremos manipular con más seguridad), le retiramos la malla y la loncheamos

IMG-20160321-WA0002

La imitación de manteca, una vez fría, queda con éste aspecto. Queda bastante conseguida, aunque si no queréis hacerla, la carne acompañada de los jugos de la cocción queda muy rica tanto en frío como en caliente, incluso en bocadillos (a mi es como más me gusta)

20160318_110133

Emplatamos y…Listo 😉

Éste es el vinculo directo a la en youtube: Video-receta

Y este es el vínculo al canal:

https://www.youtube.com/channel/UCXsojpUyaJHQALKiiVe4kuw

SI os gusta, no dudéis en suscribirse.

Ah y no olvidéis darle al “like” o  “me gusta” si lo consideráis a bien

Lo único que me queda por añadir de nuevo, que el empuje y colaboración de mi novia Lina Barragán, ha sido básico para poder compartir éstas cosas.

Gracias a todos por el pedacito de su tiempo que han invertido en leer esto.

 

Torrijas Superlight

DSC00265

Hola de nuevo. Hoy os dejo mi versión de las torrijas.

La torrija, torreja o tostada francesa tradicional, consiste en una rebanada de pan que es empapada en leche o vino, rebozada en huevo y frita en aceite. Se endulza con miel, melaza o azúcar y es aromatizada con canela.

Mis Torrijas son completamente LIGHT, hechas sin harina, sin azúcar y sin grasas. Utilizo mi pan de salvado para que no lleve harina y tenga menos impacto calórico, siendo el resultado final más rico en fibra. Pero si no podéis hacer mi pan de salvado, se puede utilizar pan de espelta integral, aunque aumenta el aporte de carbohidratos.

La espelta, también conocida por escanda, es un trigo primigenio, considerada como el origen de todas las variedades de trigo actuales. Tiene menos carbohidratos que el trigo convencional.

Utilizo también Stevia granulada, que es el único edulcorante que se puede “caramelizar” con resultados aceptables. Con esto imito a la miel.

Para evitar freírlas, las hago a la plancha. El resultado es bastante bueno y quedan muy jugosas. Hago de dos tipos: tradicionales y rellenas de “miel de stevia”.

Aptas para la mayoría de dietas, para diabéticos o para los que quieren, sencillamente, no tomar nada pesado o muy calórico.

Ingredientes:

1

-Un huevo

-Una hoja de gelatina

-6 cucharadas soperas de Stevia granulada

-3 gotas de esencia de vainilla

-500ml de leche desnatada (puede ser también leches vegetales light)

-El jugo de ½ limón y la cascara de ½ limón (procurad que la cascara no tenga partes blancas, si lleva podría amargar)

-Dos trozos de canela en rama y una cucharadita de canela molida

-12 rebanadas del pan que hayáis seleccionado (os recomiendo el de salvado si podéis)

 

Vamos a ello:

Empezamos haciendo lo que yo llamo “miel de Stevia”

Con un poco de agua, ponemos a caramelizar tres cucharadas (colmadas) de Stevia. Hay que remover a menudo.

Cuando tome color, añadimos un vaso de agua, tres gotas de esencia de vainilla y el jugo de medio limón. Cuando esté empezando a hervir de nuevo, lo retiramos del fuego.

Ya fuera del fuego, añadimos la hoja de gelatina y dejamos reposar 5 minutos.

Fotograma grabado 41

Pasados los cinco minutos, removemos bien y pasamos a un recipiente. Lo dejamos en la nevera para que enfríe y cuaje. Tiene que tomar una textura melosa.

Mientras, ponemos la leche a calentar.

Añadimos a la leche la piel del limón y las ramas de canela. Cuando esté caliente (no es necesario llegar a hervir) la apartamos del fuego y la dejamos infusionar y que se enfríe.

Ahora vamos a por el pan.

Fotograma grabado 46

Quitamos la piel del limón y las ramas de canela de la leche y vamos remojando las rebanadas de pan y pasándolas a un plato.

Fotograma grabado 44

Una vez empapadas en leche, las pasamos por huevo batido y las vamos reservando en un plato.

Fotograma grabado 47

Una vez pasadas por huevo, ponemos unas gotas de aceite en una sartén o plancha y la doramos por ambos lados fuego medio.

Mezclamos bien tres cucharadas de Stevia y una cucharadita de canela

Fotograma grabado 51

Rebozamos la mitad del pan en la mezcla y lo vamos pasando a un plato

La otra parte del pan la voy a hacer de otra manera. Voy haciendo unos “sándwich” con dos rebanadas, rellenándolos de la “miel de Stevia” y una vez formados, vuelco un poco más sobre ellos.

Fotograma grabado 56

Adornamos las torrijas con más stevia granulada. Las que hemos hecho con la “miel” quedan mejor servidas con una buena dosis de la misma por encima.

DSC00265

Y listo 😉

DSC00255

Espero que os haya gustado.

Podemos adaptar las comidas que nos gustan sin temor a que nos engorden con un poco de imaginación. Todo es ponerse 😉

Os dejo también la video-receta aquí:

https://www.youtube.com/watch?v=1JQh4TPepLQ

Y si tenéis alguna duda, no dudéis en preguntarme.

Gracias a mi Lina por ayudarme y a vosotros por vuestra atención.